La rinitis alérgica constituye la enfermedad crónica más común de las vías respiratorias altas, se desarrollan generalmente después de los dos años de edad. Son factores de riesgo para asma bronquial y se suele presentar en aproximadamente en 9% de los niños en entre 6-7 años e incrementándose ese porcentaje en niños entre 13-14 años según el estudio ISAAC en población española.

Los síntomas característicos de la enfermedad crónica más común respiratoria incluyen:

  • prurito nasal
  • rinorrea
  • estornudos y congestión nasal
  • que pueden acompañarse de síntomas ópticos, faríngeos
  • con mucha frecuencia síntomas oculares como conjuntivitis, prurito ocular y lagrimeo (se denomina rinoconjuntivitis alérgica).
ALERGIA ESTACIONAL ALERGIA PERENNE
Se incrementa sintomatología en distintas épocas del año.

Depende de la polinización de las plantas a las que se sea alérgico.

La alergia más común son los ácaros del polvo y el polen, entre ellos las gramíneas.

Se mantiene todo el año sintomatología de estornudos y obstrucción nasal.

La enfermedad cronica mas comun respiratoria

Esta patología produce un alto impacto sobre la actividad diaria de los niños y adolescentes. Además, disminuye la calidad de vida en estas edades produciendo entre otras dificultades alteraciones del sueño, problemas de conducta, ansiedad, cefaleas falta de atención, problemas de aprendizaje, somnolencia diurna y afectando al rendimiento escolar. 

Ahora gracias a las tecnologías se pueden tener alertas o avisos sobre los niveles de polen diarios. Como lugar geográfico tiene unos niveles diferentes, cada comunidad autónoma suele disponer de un portal de los niveles de polen. En el caso de la Comunidad de Madrid el portal para recibir alertas al móvil y/o email diarias es madrid.org.

Esto resulta muy útil para los días de alta polinización en los que se puede tomar medidas extraordinarias con los niños alérgicos, como darles broncodilatadores a parte del antihistamínico.

Tratamiento de la enfermedad crónica más común respiratoria, rinitis alérgica:

El tratamiento incluye la identificación y eliminación de los alérgenos ambientales en primera opción. La segunda opción, son los tratamientos específicos para sintomatología prescritos por su pediatra, entre los que se incluyen los corticoides nasales. Estos se encuentran entre los tratamientos más efectivos seguidos de los antihistamínicos orales y descongestivos nasales tópicos entre otros.

Como método educativo y preventivo, los padres con niños alérgicos al polen deben estar instruidos. Esto ayuda a hacer un seguimiento de los recuentos polínicos consultando (Red Palinológica, Red Española de Aerobiología, etc.) con el fin de evitar las salidas al aire libre durante la época de mayor polinización.

Por la noche baja el nivel de polinización por lo que es más adecuado realizar las actividades de ocio en esta franja horaria, si es necesario se debe salir a la calle con gafas de sol, no hacer ejercicio al aire libre cuando los niveles de polinización sean altos, mantener las ventanas de la casa cerradas y usar aire acondicionado con filtros para alérgenos.

Para niños alérgicos a los ácaros del polvo pueden ser útiles medidas ambientales. Algunos hábitos como la disminución de la humedad en las habitaciones, uso de fundas antiácaros y lavar la ropa de cama a 55-60°, evitar peluches y cúmulo de polvo en el hogar entre otras medidas.

Escrito por el CES, Comité Experto en Salud

Share This